¿Qué son los bioestimulantes y para qué sirven?

¿Qué son los bioestimulantes y para qué sirven?

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Chitin
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

Autor: Ing. Carlos Solares

¿Qué son los bioestimulantes y para qué sirven?

Los bioestimulantes son una nueva alternativa al uso de los agroquímicos sintéticos, ya que estos últimos son derivados del petróleo y se fabrican a partir de otras sustancias químicas artificiales. 

La ventaja de los bioestimulantes, es que ofrecen beneficios para todos los diferentes aspectos de una operación agrícola: la economía (¡por supuesto!) pero también el medio ambiente, la biodiversidad y la salud humana. Por definición, todos los bioestimulantes tienen un origen natural y están fabricados a partir de materia orgánica y/o materia viva.

Los bioestimulantes pueden ser microbiales o no-microbiales. Los microbiales son productos que contienen microorganismos (pequeñas formas de vida que son imperceptibles a simple vista) que colaboran con todas las formas de vida presentes en la tierra. Los bioestimulantes no-microbiales son sustancias obtenidas a partir de fuentes naturales (como extractos vegetales) que son una alternativa efectiva -o un complemento que amplifica el efecto- de los agroquímicos tradicionales.

Todos los bioestimulantes son de origen natural, pero no todos tienen certificación para ser considerados orgánicos. Por otro lado, la utilidad de usarlos en una producción agrícola no está limitada a las parcelas de producción con algún tipo de certificado orgánico. Si bien es cierto que los cultivos orgánicos se benefician de manera especial con los bioestimulantes porque no se les permite usar muchos agroquímicos convencionales, usar estos productos tiene también ventajas para los cultivos intensivos convencionales.

Algunas de las utilidades de los bioestimulantes son: 

  • El incremento en rendimiento de los cultivos, porque las plantas crecen en un ecosistema más balanceado
  • La reducción del uso de agroquímicos , porque los bioestimulantes ayudan a la absorción de nutrientes y favorecen proceso metabólicos sanos
  • Los cultivos que se fortalecen con bioestimulantes tienen una mejor resistencia al estrés por parte del suelo salino, falta de agua, deficiencia de nutrientes o exposición a temperaturas extremas.

Con todos estos beneficios, sólo queda preguntarse ¿Por qué todavía no es tan popular el uso de estos productos? La única respuesta que podemos dar, es que se trata de productos nuevos e innovadores. La adopción de bioestimulantes requiere que más empresarios de campo decidan explorar estas nuevas tecnologías, para que puedan disfrutar de sus muchos beneficios.

Deja una respuesta